¡Si es que la mente no se puede quedar quieta! Cuando ya creía tener LSdP revisada y en su versión definitiva, no se me ocurre otra cosa que volver a leerla. Y claro, surgen nuevas ideas, nuevos planteamientos y ¡hala! a escribir otra vez.
Así pues, estoy añadiendo algunas cosas para darle más profundidad a la trama y a los personajes, sobre todo a algún secundario que quedaba demasiado en sombras. Creo que cuando haya terminado la novela será más completa, más redonda.
Dicho esto, es evidente que el paso hacia las editoriales tendrá que esperar un poco aún…

Anuncios