Acabo de empezar este libro de mi compañero forero en Abretelibro, Vicente Quijano Álvarez.
La contraportada dice así:
Unas vacaciones en Cuba de cinco amigos durante las que se entrelazarán la amistad y el amor, las deudas del pasado y las primeras noticias del fallecimiento de Fidel Castro.
Una vez terminada la lectura, decir que ha resultado una grata sorpresa, tanto en la historia como en la técnica. Vicente Quijano desarrolla una novela intimista, realista y en la que los sentimientos de los protagonistas desbordan al lector. Además, con dos pinceladas se nos describe las ciudades de Varadero y La Habana. Y digo con dos pinceladas porque el autor no se entretiene con descripciones superfluas, no convierte la novela en una guía de viaje.
Como único defecto, diría que a alguno de los personajes le falta algo de profundidad, desarrollarse un poco más a lo largo de la historia. Aún así, es una grata lectura.
Anuncios